Aprobado el convenio de colaboración entre el Ministerio de Fomento y La Rioja para aplicar el nuevo Plan de Vivienda

| 7 marzo 2014
Los consejeros Antonino Burgos (izquierda) y Emilio del Río./ NR

Los consejeros Antonino Burgos (izquierda) y Emilio del Río./ NR

NR/ Logroño

El Consejo de Gobierno ha aprobado el convenio de colaboración entre el Ministerio de Fomento y la Comunidad Autónoma de La Rioja para la ejecución del Plan Estatal de Fomento del Alquiler de Viviendas, Rehabilitación Edificatoria y la Regeneración y Renovación Urbana 2013-2016. 

                El nuevo programa concentra sus esfuerzos en el alquiler como principal vía de acceso a la vivienda, en especial, entre las familias con dificultades, y la rehabilitación como motor de la actividad económica y el empleo en el sector de la construcción, representando una clara ruptura con el modelo anterior de crecimiento inmobiliario. 

El consejero de Obras Públicas, Política Local y Territorial, Antonino Burgos, ha resaltado que el nuevo plan prioriza la atención a las familias en riesgo de perder su casa, como, por otra parte, viene haciendo el Gobierno de La Rioja desde el comienzo de la legislatura, y, en definitiva, trata de concienciar a la sociedad sobre la importancia de mantener y conservar en buen estado los edificios. 

                El plan cuenta con una dotación inicial de 36,8 millones de euros entre 2014 y 2016 (el Ministerio de Fomento aportará 33,9 millones y 2,9 millones el Gobierno de La Rioja). No obstante, la Consejería de Obras Públicas, Política Local y Territorial complementará este programa con actuaciones propias, por un valor de casi 1,7 millones de euros, con objeto de adaptar las políticas de vivienda a la singularidad de la región. Es por ello que la inversión total ascenderá a 38,5 millones de euros en el periodo señalado. 

Antonino Burgos ha subrayado que “el nuevo plan potencia la figura del alquiler como principal vía de acceso a una vivienda digna”, como consecuencia de las dificultades económicas de muchas familias y las restricciones de los créditos hipotecarios para la compra de la vivienda. En este sentido, ha señalado que el convenio “prioriza las ayudas al alquiler, en especial, a las familias más necesitadas”. 

                Las líneas de ayudas al alquiler cuentan con un presupuesto de 4,1 millones de euros en este periodo y atenderán en especial a las familias con menos recursos y aquellas que hayan perdido su vivienda habitual. En este sentido, el Gobierno de La Rioja seguirá colaborando con ONG para ayudar a colectivos en riesgo de exclusión social (en la actualidad se trabaja con Cáritas en programas de vivienda) y también se trabajará con los municipios en la rehabilitación de viviendas que puedan servir para alojar a las familias más desfavorecidas. 

                Por otra parte, la rehabilitación constituye uno de los capítulos con mayores recursos económicos, 11,2 millones de euros, con objeto de abordar actuaciones integrales sobre amplios espacios urbanos. Asimismo, se incidirá en el mantenimiento y la conservación de los inmuebles y de sus instalaciones generales, para lo que se ha reservado una partida de 1 millones de euros. 

Por último, se incluye una partida para abonar las ayudas recogidas en planes anteriores. En concreto, se trata de 21,3 millones de euros vinculados al programa de subsidiación de préstamos convenidos, por el que se facilitaba a los compradores de viviendas protegidas (régimen general, especial o concertado) y viviendas usadas una ayuda en las cuotas hipotecarias con objeto de hacer más asequible el acceso a la vivienda en propiedad.

Etiquetas: , ,

Categoría: La Rioja

Comentarios cerrados